En MAVIR usamos el método Finlandia

método Finlandia

El método de enseñanza de Finlandia es uno de los que muchos países han adoptado en los últimos años. Su popularidad ha ido en aumento por sus resultados positivos en cuanto a rendimiento de los alumnos, satisfacción de los profesores y compromiso de los padres. El método Finlandia se basa en tres principios:

  • En primer lugar, los profesores son muy respetados como profesionales;
  • Segundo lugar, no hay pupitres ni sillas tradicionales en las aulas;
  • Y en tercer lugar, los alumnos pasan menos tiempo en las aulas que sus homólogos de otros países.

Estos principios han demostrado ser muy eficaces a lo largo del tiempo, tanto desde el punto de vista académico como social, por lo que quizás podrían aplicarse también en otros lugares. Veamos cada uno de ellos por separado.

El método Finlandia ha demostrado ser uno de los mejores.

El método Finlandia se basa en la idea de que hay que enseñar a los niños a pensar de forma crítica y analítica desde el principio. Este es uno de los pocos métodos que hace hincapié en la importancia de las artes y la creatividad en el aprendizaje diario. No se puede subestimar la importancia del arte, la música, el teatro, la danza, la poesía y la narración de cuentos, ya que forman parte integral del desarrollo del niño en todas las etapas de su vida.

El enfoque finlandés de la educación pretende «crear una comunidad en la que todos se sientan incluidos». Según los modelos tradicionales de enseñanza (que se basan en la estructura expuesta por el filósofo John Locke). Las personas aprenden mejor cuando están motivadas por factores externos como las recompensas o los castigos de sus profesores o padres. Sin embargo, este modelo ha demostrado ser ineficaz para producir habilidades de pensamiento profundo entre los estudiantes. En contraste con este modelo tradicional, que se centra en la enseñanza de hechos mediante lecciones al estilo de los libros de texto, el enfoque de Finlandia anima a los profesores a «crear un entorno en el que los niños puedan explorar ideas libremente sin miedo». Esta idea procede de la teoría constructivista, que apoya la construcción de conocimientos en lugar de la memorización.

método Finlandia

El respeto como base

Cuando los profesores son respetados, es más probable que respeten a sus alumnos. Lo mismo ocurre con las relaciones entre alumnos y profesores. Un profesor tratará a un alumno de forma más favorable si le ha tratado bien en el pasado. El sistema educativo finlandés promueve una relación positiva entre profesores y alumnos porque ha creado una cultura en la que se anima a todos a expresarse libremente.

Este tipo de ambiente es estupendo para los alumnos porque les ayuda a sentirse cómodos hablando de sus problemas con un adulto que puede ayudarles a encontrar soluciones a esos problemas. O simplemente a escuchar si necesitan que alguien escuche su historia. En Finlandia, los profesores no tienen miedo de mostrar sus emociones; no tienen que ser estoicos o emocionalmente distantes de sus alumnos todo el tiempo sólo porque son adultos. Esto permite que los jóvenes finlandeses se sientan lo suficientemente cómodos con los educadores como para poder hacer preguntas sin sentirse avergonzados. Esto resulta especialmente útil cuando se busca asesoramiento u orientación profesional sobre esos temas.

Aunque el método finlandés existe desde hace bastante tiempo, no ha sido hasta hace poco cuando más gente ha empezado a fijarse en sus ventajas. Esto se debe a que el sistema educativo finlandés es muy diferente al de otros países en cuanto a su funcionamiento y a lo que espera de sus profesores, que son de los más respetados del mundo.

Este método tiene varios aspectos importantes.

En primer lugar, no se trata sólo de la cantidad de tiempo que se pasa en un aula tradicional. De hecho, tienen menos de la mitad de horas al año de educación formal en comparación con el estudiante medio estadounidense (635 frente a 1.022 horas).

En segundo lugar, el aprendizaje no se produce únicamente dentro del aula o por cuenta propia. El objetivo del aprendizaje es establecer relaciones con las personas, tanto con las que están cerca de ti como con las que están más lejos de donde vives.

Y en tercer lugar, la naturaleza es parte integrante de este tipo de educación.

Utiliza la tecnología, como ordenadores portátiles, iPads y smartphones, en las aulas. Enseña a los alumnos a ser más creativos, desarrollar su capacidad de resolución de problemas y mejorar su experiencia de aprendizaje. Por ejemplo, los estudiantes pueden utilizar un portátil para crear presentaciones que pueden compartir con otros miembros de la clase o incluso con personas de todo el mundo. Esto les ayudará a entender cómo debe ser una presentación y les facilitará la tarea cuando presenten algo importante en la escuela o en otro lugar.

Por todas estas ventajas es que en MAVIR usamos el método Finlandia con excelentes resultados. Todavía estás a tiempo de inscribir a tus hijos con nosotros. ¡Te estamos esperando!

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

Suscríbete a nuestro Newsletter

Abrir chat
1
¿Listo para unirte a Mavir School? 🎓
Mándanos un mensaje 💬👇🏻